¿La automatización del trabajo conduce al fin de la clase media?

Automatización del trabajo
Automatización del trabajo

La brecha entre ricos y pobres es una realidad creciente en los países más industrializados, pero este abismo se extiende todavía más cuando el entorno digital irrumpe, obligando a muchos trabajadores a reinventarse y adquirir conocimientos en nuevas tecnologías, mecanismos y procesos. Esto se debe al desplazamiento de funciones que está provocando la llegada de ordenadores, máquinas y la Inteligencia Artificial (IA), capaces de desempeñar ciertas tareas de profesiones específicas hasta ahora realizadas por personas. Esto se conoce como automatización del trabajo, un sistema donde se transfieren tareas de producción, realizada por operarios humanos a un conjunto de elementos tecnológicos.

Corren tiempos enfocados a la Industria 4.0, es decir, la conocida como cuarta revolución industrial, encaminada a la creación de fábricas inteligentes para adaptarse mejor a las necesidades y a los procesos de producción, asignando de manera eficiente los recursos. El objetivo es agilizar el trabajo y, en este sentido, la digitalización juega un papel crucial.

Industria conectada 4.0

Sin embargo, aunque la era digital reporta muchos beneficios y herramientas para dotar a cada empleo de eficacia y eficiencia, también es cierto que perjudica y afecta a la situación laboral de muchos trabajadores que ven cómo la tecnología va ganando terreno y les arrebata algunas de sus competencias. El economista y columnista del New York Times Tyler Cowen, tomando como base esta situación, sostiene que la clase media está desapareciendo. En su obra Se acabó la clase media augura un futuro poco prometedor para muchos trabajadores. Según su pronóstico, las clases altas están aprovechando y adaptándose mejor a los avances tecnológicos, todo lo contrario a lo que ocurre con las clases más humildes, que no terminan de asimilar los cambios. Si a esto sumamos que muchas empresas dependen cada vez menos del trabajo manual para proyectos de alto valor añadido, la tendencia conduce a la desaparición de un escalón social en lo laboral y que tendrá que optar por trabajos precarios si no logra reinventarse.

Los datos son abrumadores. Un informe presentado en el Foro de Davos advierte que hasta 2020 desaparecerán 7,1 millones de puestos de trabajo y se crearán otros 2,1 millones de nuevos empleos. Otros datos se centran en España, como los de CaixaBank Research: el 43% de los empleos actuales pueden ser automatizados dentro de poco.

El crecimiento del empleo

Uno de los sectores que más se verá afectado por la digitalización en los próximos años es el de servicios.  La tecnología podrá sustituir parcial o totalmente algunas de las funciones en servicios legales, del ámbito sanitario y servicios a la comunidad. Además, las nuevas profesiones estarán relacionadas con los sistemas informáticos, la gestión de datos, la seguridad informática y los sistemas robóticos, como drones, impresión 3D, arquitectos de realidad aumentada, gamificación o telecirujanos, entre otros. (ABC, 2016)

En 2020 habrá empleo para 36 millones de informáticos

Otros campos que se verán afectados serán el transporte, logística e industria, donde se podrían llegar a perder entre el 52 y el 45% de los puestos. (El País, 2018)

En la otra cara de la moneda preocupa la renta básica, es decir, qué pasará con los trabajadores que sean desplazados por la robotización. Además, las grandes multinacionales son conscientes de que sale más barato comprar robots que que pagar o subir sueldos, por lo que los incentivos para maximizar la producción y reducir costes son lógicos. Esta es la rentabilidad que permite la automatización, pero deja en una situación delicada a muchas personas que podrían perder su empleo y en las que no se está invirtiendo para adaptarlas al futuro merado laboral.

La automatización es una realidad cercana y evidente, en la que la ingeniería y la industria desempeñan un papel relevante, así como el rol de los ingenieros superiores, preparados para abordar este proceso, adaptarse a los cambios que llegarán en el futuro y realizar distintas aportaciones que contribuyan a la calidad y la mejora del nuevo empleo.

Be the first to comment on "¿La automatización del trabajo conduce al fin de la clase media?"

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*